lunes, 29 de julio de 2013

PROYECTO "APRENDO A VIVIR UNA VIDA INDEPENDIENTE"


Desde el mes de Mayo en Down Badajoz hemos puesto en marcha el Programa APRENDO A VIVIR UNA VIDA INDEPENDIENTE, en el que participan 14 jóvenes con Síndrome de Down.

Este proyecto está cofinanciado por el  Servicio Extremeño de Promoción de la Autonomía y Atención a la Dependencia  (SEPAD) adscrito a la Consejería de Salud y Política Social y la Diputación de Badajoz.

La finalidad de este Programa es conseguir la igualdad de oportunidades de las personas con síndrome de Down y su plena participación en la vida activa y diaria mediante la adquisición de habilidades y estrategias que les permitan desarrollarse como personas autónomas en un entorno normalizado, trabajando para potenciar su autoestima y despertarles la inquietud de sentirse personas que tienen una función en la sociedad en la que vivimos y con capacidad para tomar decisiones y elegir libremente  desde la propia iniciativa.


Promocionar la vida autónoma de las personas en general, y de aquellas que tienen síndrome de Down en particular, es una manera de fomentar una sociedad igualitaria e inclusiva, y a la que debemos de aspirar.

La vida independiente es un derecho humano fundamental cuya esencia es la libertad de tomar decisiones sobre la propia vida y decidir cómo, cuándo y con quién se quiere vivir.




 El hecho de llevar a cabo una vida autónoma e independiente conlleva la posibilidad de tomar decisiones, siempre desde el respeto a las otras personas y con unos derechos y deberes implícitos. Este objetivo precisa de unos instrumentos o apoyos que posibiliten la realización de diferentes fórmulas de convivencia elegidas por cada persona.
La búsqueda de una vida autónoma e independiente –en lo posible– para personas con síndrome de Down pasa por desarrollar recursos adecuados que fomentarán la toma de decisiones en los diferentes ámbitos de su vida y la participación de una forma más autónoma e independiente posible en la comunidad, mediante el fortalecimiento de los recursos personales, la autonomía personal y el aprendizaje.

Este proyecto es continuidad del trabajo que desde la Asociación se viene  realizando a través de diferentes programas de formación para la autonomía y que pretende ser para los próximos años nuestra base de un servicio de promoción de autonomía personal.

Pero en esta ocasión hemos dado UN PASO MÁS en el trabajo que se ha estado realizando. Hasta ahora se trabajaba el aprendizaje de las habilidades y estrategias necesarias para una vida independiente y autónoma a través de talleres y actividades en la sede de la asociación, pero con el proyecto APRENDO A VIVIR UNA VIDA INDEPENDIENTE, los jóvenes de nuestra Asociación combinán estos talleres con el aprendizaje en un entorno más real y normalizado, UN PISO, que permita la generalización de lo aprendido y una experiencia de convivencia donde adquieran nuevas destrezas y habilidades, de manera que esté preparado y desee vivir de manera independiente y tomando sus propias decisiones.


 



                        





Diez de los catorce jóvenes que forman parte del proyecto están conviviendo en un piso, como compañeros, de manera quincenal, en dos grupos que rotan, en el que está aprendiendo, con la ayuda de los profesionales todas las habilidades necesaria para una vida autónoma. En el que se combina el trabajo con momentos de descanso y convivencia. 
  
  
 


La experiencia está siendo valorada como muy positiva tanto por las familias y los profesionales como por los jóvenes que están participando en el programa. 




No hay comentarios:

Publicar un comentario